Ola Polar en Estados Unidos: Más de 50 fallecimientos debido a las temperaturas extremas.

Dos tormentas han sacudido a Estados Unidos, provocando al menos 50 fallecimientos. Mientras diversas regiones del país se preparan para enfrentar otro episodio de frío extremo, según han alertado las autoridades y los medios estadounidenses.

Las bajas temperaturas, la acumulación de nieve y el hielo han resultado en accidentes mortales en las carreteras, trastornos en el transporte aéreo, el cierre de escuelas y cortes de energía que afectan a miles de personas. En este contexto, millones de estadounidenses se encuentran actualmente bajo alertas meteorológicas.

En el estado de Tennessee, el Departamento de Salud reportó 14 víctimas mortales vinculadas a las condiciones climáticas, mientras que en Pensilvania, cinco mujeres perdieron la vida el martes en un accidente en una autopista involucrando un remolque, según la policía.

Además, el gobernador de Kentucky, Andy Beshear, informó de otras cinco defunciones. En Oregón, tres personas perdieron la vida electrocutadas cuando un cable de alta tensión cayó sobre su automóvil detenido durante una tormenta de hielo el pasado miércoles.

En Oregón, un apagón dejó a más de 100,000 personas sin servicio eléctrico. «A pesar del progreso significativo en la restauración para todos excepto alrededor de 5,000 clientes durante esta semana, una tercera ronda de mal tiempo, que incluyó fuertes vientos y lluvia helada, resultó en aproximadamente 50,000 nuevos cortes», informó Portland General Electric, la principal compañía eléctrica del estado, en su última actualización el viernes. La empresa añadió: «Comprendemos las molestias que estos cortes pueden causar y no descansaremos hasta que todas las luces estén encendidas».

Ola de frío ártico en Estados Unidos: Impacto en los lugares más afectados

El Servicio Nacional de Meteorología advirtió que 95 millones de ciudadanos se encuentran en áreas afectadas por la alerta de aire gélido, sumándose a los estados del Sur, como Tennessee o Arkansas, que podrían sufrir tormentas invernales en estos días.

En Chicago, con una temperatura actual de -21°C, se reportó la primera muerte por frío del año en el suburbio de Schiller Park, donde un hombre de 60 años falleció el pasado jueves, según informó el periódico Chicago Sun-Times.

En el Estado de Montana, el termómetro marcó -34 grados este domingo. El pronóstico indica que en los próximos días, otros estados del norte, como Dakota del Norte y del Sur, podrían experimentar temperaturas de hasta 46 grados bajo cero, describiéndose como un «frío poco común y peligroso para la vida» según el Servicio Meteorológico Nacional.