En Australia afirman que el koala está «funcionalmente extinto»

El koala, uno de los animales más icónicos de Australia, se encuentra “funcionalmente extinto”. Así lo afirmó la organización Australian Koala Foundation (AKF), cuya definición alude a una especie que disminuyó tanto su población hasta un punto en el que ya no puede desempeñar el papel que una vez desempeñó en un ecosistema.

En la actualidad, tan solo quedan 80 mil ejemplares del koala en Australia, por lo que reclama una ley de protección que los proteja. La cifra representa apenas el 1% de los ocho millones que fueron matados a principios del siglo XX por el valor de su piel, una de las principales prácticas que dio inicio a la dura situación que la especie afronta hoy.  

«Nuestro ícono turístico está listo para desaparecer», alerta AKF.

Según los informes de la ONG, tras haber estudiado desde 2010 los 128 distritos que se encuentran dentro del hábitat, el koala ya ha desaparecido de 41. La destrucción de los hábitats del koala y la desaparición de los eucaliptos, que constituyen su principal sustento, ante el avance de la industria y la urbanización son otras de las principales amenazas para la supervivencia de estos marsupiales.

Pese a que los especialistas coinciden con la dura situación de los koalas, no todos los investigadores sostienen que están “funcionalmente extintos”. La bióloga Christine Adams-Hosking de la Universidad de Queensland, en Australia, dijo a New Scientist que no están en peligro de extinción total en toda Australia, pero agregó que «a la tasa de pérdida de hábitat que está ocurriendo, veremos un aumento de extinciones de la población local».

Las estimaciones difieren de cuántos koalas permanecen en la naturaleza, pero los expertos están de acuerdo en que las poblaciones de koala están disminuyendo debido a la pérdida del hábitat y el calentamiento global. Por ejemplo, las poblaciones de koala en partes de Queensland y Nueva Gales del Sur, Australia, han disminuido hasta en un 80%, debido a extremos climáticos como sequías severas y olas de calor, escribe Adams Hosking en la publicación especializada a The Conversation. Otras amenazas para la especie incluyen las enfermedades y la deforestación.

«Hace solo 230 años, muchos millones de koalas vagaban por los grandes bosques y matorrales del este de Australia», escribe WWF Australia en su Plan de Conservación de Koala de 2019. «Es probable que los koalas ya hayan desaparecido de grandes áreas de su antiguo rango en el oeste de NSW y Queensland, lo que sugiere que las condiciones del hábitat en estas áreas ahora son inadecuadas para apoyar a las poblaciones de koala», añade el reporte.

Una vez que una población local cae tan bajo que no pueden reproducirse o la endogamia se vuelve común, la extinción podría ser el próximo paso, advirtió Hosking. En el comunicado de prensa de AKF, Tabart insta a los legisladores a aprobar la Ley de Protección de Koala. La legislación se basa en la Ley de Águila Calva que se usó en Estados Unidos y que, según la ONG australiana, «tuvo éxito porque había un motivo político para garantizar que su ícono no se extinguiera».

Fuentes:

– Infobae

– Foro Ambiental